Estás en > Mis repoelas > Colaboraciones

 


No estás, alguien me robó tu presencia
en un descuido, a traición. Yo dormía
a tu lado. La noticia llegó, caía
desde el cielo mi pesada sentencia.

Y, aunque me opuse con resistencia,
aunque rogué al cielo noche y día,
aunque demostré que era sólo lo que quería,
condena fue la pena de tu ausencia.

Ahora no soy yo, mucho más es nada.
Ni hambre ni sueño ni esperanza tengo.
Sólo llanto, silencio y desconsuelo,

que me guían en cada madrugada.
De suerte que tu memoria retengo
y la luzco en mi pecho como duelo.

Selección de poemas de Tomás Guillén, seleccionados por el propio autor de su libro Pena de ausencia para la revista mis Repoelas:

Elegía a Rosamari ~ : ~ Contigo me iría

Vino la muerte al llegar el día ~ : ~ Ausencia

Las jacarandas ~ : ~ El verso libre, que no suelto

El amor sólo es…
 


Página publicada por: José Antonio Hervás Contreras